Hace unas semanas estuve en el Museo Casa Montejo de Mérida llevándome una gran sorpresa que me sirvió de inspiración para poder darles una propuesta mexicana para vestidos de novia. La diseñadora “Beatriz Russek” tiene expuesta una propuesta única en vestidos.

Esta exposición presenta textiles de los más destacados ejemplos de la fusión de la “indumentaria y la moda” en el trabajo de esta gran diseñadora mexicana, reconocida por mezclar la tradición milenaria con la moda actual y en lograr colocar con gran dignidad los tejidos y bordados mexicanos.

Foto por: www.museoarocena.com

La idea que propongo con esta nota es a fin a todas las que buscan un estilo único y sencillo y que además reconocen todas las cualidades de los elementos de este país. Sin duda es un estilo mucha más alternativo pero es fácil visionar a una novia con esta personalidad orgánica en uno de estos diseños.

Beatriz ha manifestado el respeto y el trabajo compartido con las artesanas mexicanas indígenas, quienes fueron las que la impulsaron desde un principio a trabajar con estos textiles y adentrarse en la investigación frente a la riqueza y diversidad de esta práctica.

 

Estas son algunas de sus propuestas:

Vestido de novia, 2000

Vestido confeccionado con hilos de algodón y seda, tejidos en telar de cintura en ligamento de tafétan con trama sulpementaria. Elaborado en Guatemala. Costuras en corchet. Taller: Oaxaca, Oax.

Vestido de novia, 2008

Vestido confeccionado con hilos de algodón, tejidos en telar de cintura elaborados en la comunidad de San Pedro de Amuzgo. Fondo de shantugn de seda blanco. Costuras en corchet. Confección: Marina Cerqueda. Taller: Oaxaca, Oax.

Vestido, 1989

Gasa de algodón con aplicación de corchet. Costura en corchet. Confección: Elvira Polanco. Taller: Tepozotlán Morelos.

Terno y falda, 1989

Traje confeccionado en telar de pedal con encajes antiguos y listones. Gasa de algodón elaborada en el Estado de México. Costuras de corchet. Confección: Elvira Polanco. Taller: Tepozotlán Morelos.

Me encantan el tipo de experiencias de descubrir algo que vale la pena recomendarles. Sin duda esta exposición es una de ellas, recuerden que no es necesario buscar el diseño original todo lo que les propongo es para que lo utilicen como inspiración y que mejor que la raíces mexicanas para un estilo único en este día tan especial.

Una propuesta mexicana para vestidos de novia por “Beatriz Russek”

Fotos por Mariana Quindós | La Planner